Licencia Creative Commons
Hojas al vuelo por Máximo Silencio se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.
Basada en una obra en hojasalvuelo.blogspot.com.

jueves, 20 de agosto de 2009

Y el galán se ovidó de ella...


Yo vivo frente a estas vistas de la magnífica campiña sevillana. Por ella pasaron Tartessos y Roma, pasó el papa Juan Pablo II aunque yo no lo recuerde (ni siquiera sé si estaba vivo). Y aquí estoy yo, frente a esta dama, la primera musa de mis poemas. Esos poemas que derrochaban mi corazón medio alocado.

Y parece que al paso del tiempo mi memoria se iba muriendo... Ni siquiera le miraba con ternura en aquellas tardes de soledad y lágrimas... Los meses se escribían en el coche, en el colegio, en la cama pero no en aquella terraza que fue mi consuelo durante aquellos tiempos de sombra...

Ahora lloraría con esa amiga mía que descuide demasiado. Los ojos no se han secado pero el corazón si se ha vuelto de piedra. Echo de menos cuando los gritos me exasperaban el alma, esos gritos que hacían caer la sangre de mis ojos... Cuando mi alma clamaba al cielo, cuando mi alma clamaba al "Dios de Israel". Pero tantas cosas han cambiado...


Ahora todo marcha mejor, pues bien sin tí es un sucedáneo. Sigue mirándome a mis ojos de hiel con los tuyos de azúcar y azahar... Solo tú eres mi cura, mi gitana, mi amor nocturno y cálido... No me abandones como yo te abandoné... Permíteme un amante, para quererte con más esmero, solo te pido eso, un amante para poder quererte con mucho esmero...

8 comentarios:

Rocío dijo...

¿Por qué lágrimas de sangre???

Antonio Rivero dijo...

No hay un porque claro... Las lágrimas de sangre son amargura, una metáfora en la que se da entender que se llora el dolor con una connotación mas angustiosa y oscura... De todas maneras las imágenes que se muestran son libres de interpretación... Que cada uno saqué lo que deseé... Rocío, como dije al principio no hay un porque claro...

Montse Viver dijo...

Antonio, si a tu edad no tuvieras el corazón alocado derrochando poemas, algo faltaría. El corazón de piedra, los ojos de hiel, se endulzarán de nuevo el dia menos pensado.
Muy interesante la historia que cuentas, a ver cómo termina, si termina, ya iré siguiendo el hilo que has empezado a tender aquí, en tus "Hojas al vuelo".

Un saludo.

Antonio Rivero dijo...

El problema Montse, es que ya no derrocho poemas, me salen muy dosificados... Algo que viene bien a veces, pero de corazón alocado todavía tengo algo... Espero que disfrutes en este rincón de otoño...

Nemessis. dijo...

Cuántos sentimientos transmites. Me encanta las metáforas que utilizas, porque no sólo son metáforas. A partir de hoy tienes una seguidora de lo que escribes.

Antonio Rivero dijo...

Muchas gracias Nemessis, siempre es un placer recibir a gente que habla en mi saloncito de otoño...

Alexander dijo...

si señor a vuelto el antonio que yo conocia, perdona por no escribir durante el verano pero a sifo muy ajetreado, intentare actualizarme mas amenudo ;)

Antonio Rivero dijo...

Menos mal, porque ya e creía perdido en tu etapa bloggera... Saludos

Lo siento...

*I amar prestar aen (El Mundo ha cambiado)
Han mathon ne nen (Lo siento en el agua)
Han mathon ne chae (Lo siento en la tierra)
A han noston ned gwilith (Lo huelo en el aire)