Licencia Creative Commons
Hojas al vuelo por Máximo Silencio se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.
Basada en una obra en hojasalvuelo.blogspot.com.

lunes, 7 de septiembre de 2009

Noche anaranjada

[Estos tres versos, serían un haiku si me lo propusiera, pero menuda basura tintaría a la hojarasca.]

Farolas estiradas, las estrellas
ocultas en la noche, ¡nada!, nada
en el cielo púrpura y naranja...

Comienzo esta entrada de madrugada, sin ningún atisbo de sueño, sin atisbo de sueños... A lo mejor me antojo triste, descarado ante el agua que llena de tristeza las alcantarillas, descarado ante ti, lector de mi porvenir en el Erebo. Tener que admitir esto, es desesperación y sinceridad... Desesperación porque en el menor de mis desvaríos te marcharás sin haber escuchado mis palabras de locura; porque te habrás marchado sin haberte llevado de recuerdo un pedacito de mi alma que se cuece entre mis manos... Sinceridad porque no voy a obligar a nadie a que lea las humildes confesiones de un imberbe de 16 años que va a la deriva de sus sueños...

Me encontré con una noche muy oscura y llena de luces, sí, una paradoja que puede ser muy cierta; cuantos hombres en la historia reciente de nuestros días se han asomado a su terraza y no ha visto más que oscuridad entre las luciérnagas de acero... Alumbran pero cubren de hiel las aceras y las esquinas recostadas... Soy uno más y hablo de lo mismo que seguro hablaron poetas más reseñables que uno (que está sentado, tecleando palabras de amor dirigidas a nadie...) Con soberbia me presento ante vosotros con las fragmentos de una noche que muchos olvidan tras su lecho.

Una vez dije: "SE NECESITA PSIQUIATRA PARA BLOG CON PROBLEMAS DE CONDUCTA"; y esto me hace pensar algo curioso, que muchos no nos damos cuenta... Os dejo este aforismo de un caminante en la niebla...


"El blog es una más de las consultas de psiquiatría que salpican nuestro mundo"


No hay mucha luz tras esas palabras inventadas, pero Morfeo no deja escribir lúcidas frases en su reino de miedo y romanticismo...

2 comentarios:

Rocío dijo...

Lo comentabas el otro día en mi blog: Qué misterios esconden las noches. Desde luego son el momento perfecto para reflexiones tranquilas, para la escritura profunda. Porque están hechas de silencio y el silencio siempre es buen compañero para las musas...

Cualquier día de éstos te voy a pedir que me mandes tu carné de identidad... ¿16 años? Me sorprendes...

Un abrazo Antonio

Antonio Rivero dijo...

Eres muy generosa Rocio.

Lo siento...

*I amar prestar aen (El Mundo ha cambiado)
Han mathon ne nen (Lo siento en el agua)
Han mathon ne chae (Lo siento en la tierra)
A han noston ned gwilith (Lo huelo en el aire)